Entradas

pinturas-de-la-guerra-civil-americana-soldados-confederados

Guerra de secesión y abolición de la esclavitud

El 15 de abril de 1865, fue el día en el que asesinaron a Abraham Lincoln. Hoy, al cumplirse 150 de este acontecimiento, preparamos un artículo sobre lo que implicó la guerra de secesión, por qué Lincoln fue tan inspirador para el pueblo norteamericano y la abolición de la esclavitud.

¿Quién fue?

Abraham Lincoln (1809-1865), político y presidente de los Estados Unidos de América; alcanzó la presidencia en 1861 como miembro del partido republicano, estando marcada toda su legislatura por la guerra civil entre el Norte y el Sur. Está considerado uno de los presidentes más importantes e influyentes de la historia por su sencillez, honradez y su determinación en contra de la esclavitud, que consiguió abolir en 1862. Se le rindió homenaje en 1922 con la construcción del Lincoln Memorial, en Washington, uno de los monumentos más visitados del país.

Ab-Lincoln

 

Contexto de guerra

Los estados del Sur ya habían manifestado su total oposición a Lincoln y amenazado con la separación si éste ganaba las elecciones. Así, en diciembre de 1860, el estado de Carolina del Sur anunció su separación de la Unión, iniciativa seguida, poco después, por los estados de Mississippi, Florida, Alabama, Georgia, Luisiana y Texas. Todos ellos formaron, en enero de 1861, el gobierno de los Estados Confederados de América, con capital en Richmond, nombrando presidente a Jefferson David. Desde entonces, sus partidarios fueron conocidos como confederados o sudistas en contraposición a los nordistas o federales, que habían permanecido fieles a la Unión.

La tensión fue en constante aumento y la posibilidad de una guerra crecía con el paso de los meses. Lincoln tomó posesión de su cargo en marzo de 1861 y el primer problema con el que se enfrentó fue la situación de Fort Sumter, un fuerte de la Unión en territorio sudista. Finalmente, Lincoln decidió prestar ayuda a dicho emplazamiento, solicitando al mismo tiempo el reclutamiento voluntario para luchar contra los sudistas; esto suscitó el entusiasmo popular en los estados del norte, donde en poco tiempo se presentaron a filas 75.000 hombres, y la decisión de los estados del Sur de integrarse en la Confederación (casos de Virgina, Arkansas, Tennessee y Carolina del Norte).

caratula

El 12 de abril de 1861 comenzó la llamada Guerra de Secesión, un conflicto largo y sangriento. Aunque el peso de la industria y los recursos tanto humanos como económicos se decantaban claramente a favor del Norte, la guerra empezó mal para la Unión y Lincoln tuvo muchas dificultades para encontrar generales adecuados. Así, al general Scott (derrotado en la batalla de Bull Run, julio de 1861) le sucedió John Pope (derrotado en la batalla de Manassas, agosto de 1862), seguido por Ambrose E. Burnside (vencido en la batalla de Fredericksburg, diciembre de 1862) y reemplazado por Joseph Hooker (superado en la batalla de Chancellorsville, mayo de 1863). Finalmente, en 1864, Lincoln entregó el mando de todo el Ejército a Ulysses S. Grant y con él la Unión se encaminó a la victoria final.

Paralelamente, Lincoln llevó a cabo una política de consenso y armonía dentro de su gabinete, aunque con tendencias muy dispares, y desarrolló un proyecto para acabar con la esclavitud, lo que sin embargo no quiso hacer público hasta que el Norte obtuvo una gran victoria militar. Ésta ocurrió en la batalla de Antietam (septiembre de 1862) y Lincon aprovechó el momento para dar a conocerLa Proclamación de Emancipación de los esclavos afroamericanos. La medida, que se aplicó en todos los estados desde el 1 de enero de 1863, perseguía varios objetivos: acabar con la esclavitud, ganarse el reconocimiento de las clases medias de la Unión y atraer más adeptos a la causa, y conseguir el apoyo diplomático de los países europeos, que hasta ese momento habían sido más partidarios del Sur.

lincolnguerra

El año 1864 coincidió con la campaña electoral a las presidenciales y Lincoln se presentó a la reelección con la promesa de acabar pronto con la guerra e iniciar un amplio programa de reconstrucción nacional. Triunfó en los comicios celebrados en noviembre de ese año con total comodidad, al obtener más del 60% de los votos, y tras asumir la presidencia se reunió, en febrero de 1865, con representantes de la Confederación para llegar a un acuerdo de paz, que no fructificó. Para entonces, el Sur estaba prácticamente derrotado y las tropas sudistas, encabezadas por el general Robert E. Lee, se rindieron finalmente el 9 de abril de 1865.

Sin embargo, Lincoln disfrutó muy poco tiempo de la victoria y del final de la guerra, pues el 15 de abril de 1865, un fanático sudista llamado John Wilkes Booth le pegó un tiro en la cabeza cuando asistía a una obra de teatro. El presidente murió al día siguiente, pasando a la historia como el primer mandatario de los EE.UU. asesinado y convirtiéndose inmediatamente en un mito por sus ideales y honestidad.

Para saber más del tema, entrá en www.magnacademy.com